Nivel De Oración: Guerra

Nivel De Oración: Guerra

Pastora Maria Paula Arrázola. Marzo 3, 2019

¿En qué piensan cuando digo la Palabra guerra?

Enseñanza.

Destrucción, muerte, lucha, hambre, armas, incomodidad, botas, fusiles, poca comida, poco sueño.

Efesios 6:12 (RVR)

Dios está de nuestro lado, pero todavía estamos en guerra, estamos en una guerra que tiene diferentes escalones, luchamos contra gobernadores, huestes, legiones celestiales, hay diferentes grados espirituales.

Tu lucha, tu guerra, no es contra tu marido, tu jefe o una persona, es contra jefes espirituales, sino contra el diablo y sus demonios.

La enfermedad, la pobreza, el divorcio son espíritus, son huestes, estamos peleando contra ellos, estamos en guerra.

Quisiera decirte que estamos de descanso pero estamos en tiempos peligrosos y al mismo tiempo gloriosos.

Hubiésemos podido vivir en otro tiempo pero nacimos en este tiempo, en un tiempo donde toca guerrear, hacer frente, estamos en guerra, tenemos un enemigo que no nos quiere hacer daño, nos quiere matar y destruir.

Sobre todo tenemos autoridad que Jesús nos otorgó en el nombre de Jesús. Es imposible tener autoridad en el nombre de Jesús si no tenemos comunión con Jesús, por eso la importancia de la oración en secreto y congregacional.

Estamos en guerra, es más fuerte que nunca esta guerra, porque el tiempo al diablo se le está acortando, peor vamos a ganar si no desmayamos.

Jueces 5

Devora era una profetiza, había un momento que había que pelear, devora tomó control y autoridad, fue una mujer realmente valiente, habían enemigos que trataban de venir contra el pueblo de Israel.

Dios llamó a todo el mundo a la batalla.

Jueces 5:4 – 6 (NTV)
Vs. 9 (NTV)
Vs. 15 – 18 (NTV)
Vs. 20 – 23

Dios declaró guerra, vemos en todos los versos como todos empiezan a alistarse y aun la creación empieza a ponerse a la orden de su comandante y jefe que es el Dios todopoderoso.

Vino una densa niebla para que los enemigos se confundieran, vino una lluvia para que se mezclara el agua con la tierra, se volviera lodo y se atascaran los carros.

Las estrellas se pusieron en sus orbitas para alumbrar al ejército de Israel y pudieran avanzar en la noche. Los caballos empezaron a galopar, las montañas se empezaron a agachar, no se convirtieron en escondederos.

Pero había una tribu que se llamaba la tribu de meros, esa no fue a la batalla, se quedó con los brazos cruzados, a la orilla del mar abanicándose.

Una tribu se metió las manos en los bolsillos, si has estado en la milicia, en el ejército, sabes que cuando te llaman a enlistarte, a formar, no puedes estar con las manos en los bolsillos, significa que no te interesa.

Estamos en acuartelamiento, significa que estamos listos para cuando nos llamen. Quieres que otros peleen tu batalla, pero solo l puedes hacer tu, debes pelear por tu casa, por tus finanzas, por tu matrimonio, estamos en guerra.

Vendrá un tiempo de descanso, pero para que haya paz tiene que haber guerra. Nosotros necesitamos despertar al llamado que Dios nos está haciendo hoy. El espíritu de la tribu de meros se tiene que ir de esta congregación.

Jueces 5:23 (NVI)

Hay una maldición cuando te quedas sin hacer nada en medio de la guerra. Tú puedes pecar haciendo lo malo pero también cuando no haces lo bueno sabiendo que lo tienes que hacer. El Señor dice que hay maldad en nuestro corazón cuando podemos hacer lo bueno y no lo hacemos, es tiempo de guerrear, de pelear, de vivir listo con la linterna encendida porque en cualquier momento nos llaman a decirnos que empezó la guerra.

El espíritu de indiferencia se tiene que ir de tu vida, es algo que nos corresponde a todos, la maldad en el mundo crece más rápido que la bondad.

Los malos hacen las cosas más rápido que los buenos, en la guerra hay incomodidad, pero es mejor tener heridas de guerra que de una maldición.

Que el espíritu de meros salga de esta congregación, el espíritu de inactividad sale de esta congregación. La apatía, desidia y pereza es espiritual, solo puedes repelerlo en oración, en tus rodillas, que tu casa y tu familia estén en bendición.

Tendremos heridas pero no nos van a matar, vamos a llegar triunfadores, victoriosos a recoger los despojos. Los que no están enlistados deben enlistarse, decirle sí al Señor.

No hay nadie que abandone lo que Dios le mando a hacer que termine bien. Si Dios te enlistó dile “heme aquí Señor”.

No estés con gente que quiere estar inactiva, tú estarás herido pero vas a llegar a la tierra prometida, vas a recoger el botín y los despojos de guerra.

Dios está haciendo un llamado, estamos en guerra, Dios necesita a todo su ejército en un solo sentir, esta ciudad no se va a perder, tenemos que batallar y guerrear.

Comparte esta prédica

¿Deseas ver más prédicas?

Suscríbete al canal de nuestro Pastor Miguel Arrázola en Youtube:

Miguel Arrázola

Galería.

  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra
  • Nivel De Oración: Guerra

Iglesia Cristiana Ríos de Vida.
Pie de la Popa Calle 30 No. 19A-11 Cartagena Colombia.
Teléfonos (57) 316 465 7628.

© 2019 Ministerio Ríos de Vida.
Todos los derechos reservados.