Milagros Exagerados

Milagros Exagerados

Profeta Ronny Oliveira. enero 31, 2020

Estamos inaugurando una nueva temporada. Este 2020 será un año de milagros y bendiciones exageradas.

Enseñanza.

Cuando Dios puso peces, aves, estrellas y aguas sobre la tierra lo hizo de forma exagerada ¿Cómo no bendecirá a sus hijos de manera exagerada?

¡Bienvenidos a una década de milagros exagerados!

Cada vez que sientas que los vientos son contrarios es que vas en la dirección correcta. La palabra de Dios nunca regresa sin el cumplimiento. Todas las palabras que estaban estancadas en ti se van activar y desatar en Cristo.

Cada uno mira de acuerdo a su estatura de fe. La unción profética te quita el velo y te hace conectarte con la visión correcta, el Señor te va a quitar el velo y va a ver lo que no podía ver. La palabra de Dios no es invención ¡Dios quita el velo!
Si cargabas el milagro de alguien, ahora cargas y contarás tu propio milagro.

2 Cronicas 20: 20 “… Creed en sus palabras y serás prosperado”

Será un año de palabra profética.

Marcos 2: 1- 6 “Entró Jesús otra vez en Capernaum…Trayendo un paralítico rompiendo el techo… ”

Él lo hará otra vez. Viene una cosecha masiva de almas, y milagros. La esencia de la casa va a permanecer ¡Dos veces más que en la primera explosión!

Juan 5: 1- 7 “Después de esto había una fiesta… Yacía una multitud de enfermos que esperaban el movimiento del agua…”

Este año 2020 donde todo lo que estaba quieto va a comenzar a moverse a tu favor. Toda parálisis en tu matrimonio, ministerio se acabó. Se va lo que impedía el avance en tu vida. El Señor esta poniendo fin a tu proceso.

Donde hay movimiento hay vida. Áreas que estaban paralizadas volverán a moverse.

Juan 11 “Muerte de Lázaro”

Mientras esperas que se abra la puerta hay puertas que están esperando que te muevas en fe.

El hombre que se rodeo de amigos que no podían caminar vivió estancado, mientras el que se rodeó de amigos que podían caminar, caminó inmediatamente. No te juntes con gente que se esta estancando. Si no tienes fuerzas para acercarte a Dios, rodeate de gente que este acerque de Dios. Juntate con gente que te inspire.

Si voy a recargar voy a necesitar un conector. La gente negativa a tu alrededor es Dios probando que la gente de luz funcione y brille aún más.

¿Cuál es tu función en el cuerpo de Cristo? ¿Negativo o positivo?

El Señor va a formar muchos anónimos que Él va a usar para levantar a muchos que no tienen fuerzas. ¿Dónde están los Elías de Dios? Los que se ponen en la brecha.

Dios te dice: “Yo soy el Dios de la gente que esta en proceso de cambio”

Cuando las cosas comienzan a venirte en contra significa que el mundo detectó la unción que te ha sido dada.

Cuando Jesús estaba en la barca en medio de la tormenta, por más que los golpes se sientian adentro la garantía era que Jesús estaba dentro, y Jesús tranquiliza tempestades. El que esta conmigo en la barca me va a hacer llegar a mi destino. El que esta contigo jamás perdió el territorio.

La mayor estrategia del enemigo es cansancio y agotamiento. ¿Qué hacia Jesús en medio de la tormenta ? Dormía.

“Maestro” en la Biblia significa ¿qué me quieres enseñar? es posible tener paz en medio de una tormenta. Necesitamos amigos que rompan protocolos. Necesitamos de gente que nos levante y nos baje. Sé libre, hay gente que anhela ser como tú ¡El Señor te quiere libre!

Marcos 2 “… Tus pecados te son perdonados… ”

Dios nunca hace nada por afuera son antes hacerlo por dentro.

Dios nos anestesia cuando pasamos por un proceso difícil. El Dios que comienza es el Dios que termina. Siempre que Dios te quita un pedazo te devuelve completo, pleno y total. No es que perdió Dios abrió espacio para que entre más bendición.

Cuando estas estancado nadie se te acerca. Quien no estuvo contigo en la sequía no va a bailar contigo en la lluvia. Jamás rechace a una persona en su condición de lucha, no sabes lo que Dios va a hacer con ella. No se cuántos votos perdiste afuera, no busque la aprobación de ellos, por que en la casa ya tu padre Dios votó por ti.

Cuando Elías expresa “Padre mío” el manto se le cae, lo que significa que el manto se cae cuando se reconoce paternidad.

El peso del Ministerio será liviano, porque irás con la unción del Espíritu Santo de Dios.

El Señor nos posiciona en los ámbitos político y social. Gracia y favor nos acompañarán este año ¡No tengan temor!

Génesis 2:18 (RVR)
“Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea para él”.

La mayoría de las veces que hemos escuchado esta escritura es con referencia al matrimonio. Pero no es así, sino que tiene que ver con que Dios creó al ser humano hombre y mujer, porque todavía no se manifestaba en la creación Eva, ya existía en Adán porque dice la Escritura que Dios llamó al hombre y a la mujer Adán.

Pero cuando Dios creó al género humano, al hombre y a la mujer, los creó como uno solo. Y por eso cuando Dios tomó de la costilla del varón y formó a la mujer, ambos se convierten en un complemento perfecto dentro del matrimonio.

Entonces, en este sentido se está refiriendo a que ningún ser humano solo, aislado y desconectado.

Cada vez que tú te comprometes y te estableces en un compromiso es porque dijiste “sí quiero”. Los sí pueden ser muy costosos en todo el sentido de la palabra; decir sí es caro, es algo que requiere que sacrifiques todo con el propósito de que aquello a lo que te estás conectando, prospere.

Por eso es que cuando el pecado viene y empieza esta triste manifestación, que es la más básica de las emociones que el pecado en las personas, que es el temor. El opuesto del amor no es el odio, sino el temor. Si algo puede destruir la confianza en el amor que existe en una relación no es el odio, es el temor.

La dinámica en las relaciones no es quizás tan de blanco o negro; hay una situación en la que necesitamos entender que si el temor es la fuente de la cual surge aun mi deseo de ser reconocido, amado y apreciado en la Iglesia, hasta mi servicio en la iglesia va a estar manchado por una motivación que no es saludable.

El que no cuida la conexión del amor de Dios permite que el temor eche fuera el amor. Por eso hay relaciones que pueden perderse después de ser personas fructíferas porque la persona dejó que el amor se fuera desgastando, que el temor generará desconfianza y que esta lograra desconectarlos a ambos. Y entonces, la persona empieza a estar solo y el que está solo no es bueno que está solo, porque cuando está así no tiene quién lo levante.

Juan 15:5-6 (NTV)

5  »Yo soy la vid y ustedes son las ramas. El que permanece en mí, como yo en él, dará mucho fruto; separados de mí no pueden ustedes hacer nada.  6  El que no permanece en mí es desechado y se seca, como las ramas que se recogen, se
arrojan al fuego y se queman.

Hay procesos de desconexión que no se aprecian inmediatamente, sino con los años. Cuando las ramas dejan de estar conectadas a la parte viva de un árbol, se van a secar. Esta es la razón por la cual nosotros debemos mantenernos conectados, porque si nos separamos poco a poco comenzamos a perder la fuerza. Nos empezamos a secar y cuando viene una tormenta, seamos desgajados y se manifieste la desconexión que empezó tiempo atrás.

Es igual con un matrimonio. El ministerio si no tenemos cuidado, puede ser una de las fuerzas más desafiantes en contra de la conexión saludable de un matrimonio. Si no eres cuidadosos de proteger la conexión con tu pareja, las demandas del
ministerio harán que poco a poco haya una distancia negociada entre el marido y la mujer. Esto no quiere decir que no debemos servirle a Dios con todo, sino que estés alerta para que el trabajo no sustituya la comunicación con tu cónyuge.

Mientras más Dios te da responsabilidad, tienes que darle atención a más cosas y tienes que mantener más relaciones, y mantener las ruedas aceitadas en todo lo que estás haciendo.

No es bueno que el hombre esté solo y eso no se refiere a estar absolutamente aislado y que no haya ni un solo ser humano a kilómetros de distancia. Puedes estar solo a pesar de que estás durmiendo a 55 cm de tu cónyuge, porque estás desconectado.

Mi esposa y yo somos intencionales en proteger nuestra conexión, porque dice la Biblia que no es bueno que estemos solos. No pienses que no estás solo porque estás casado; a veces estás más solo después de que te casas.

Nuestro cónyuge necesita más de que tú suplas sus necesidades intelectuales, sentimentales, espirituales, más de lo que tú piensas. En la Iglesia solo se suplen ciertas necesidades porque nos conectamos con el Señor y Él nos habla. Pero Dios no nos hizo solamente espíritu, nos hizo espíritu, alma y cuerpo, y las necesidades almáticas no se suplen con remedios espirituales, sino a través de interacciones de alma con alma.

La decisión de mantenernos en una relación sana y duradera con Dios, con nuestros hermanos en la Iglesia y por supuesto en el matrimonio, solo se puede construir entre dos personas que toman la decisión de decir sí.

¿Cómo puedes recargarte si estás desconectado? ¡No se puede! El escuchar un buen mensaje esta semana no te va a recargar, el beneficio de esta semana no es escuchar mensajes inspiracionales sino que a través de estos se creen
oportunidades para que tú tomes una decisión de cambiar tu vida y reconectarte, porque solo así podrás ser recargado.

Esta decisión es mi responsabilidad, tu decisión es tu responsabilidad. No es responsabilidad del predicador o de cuán ungido esté. No vivas esperando a que las cosas sucedan porque otro no es responsable de cuidar tu relación con Dios.
Así no puede multiplicarse el efecto de la obra de Dios. Cartagena necesita no 1 Ríos de Vida, sino una multiplicación mayor que impacte cada lugar de la ciudad para que se siga extendiendo el Reino. Pero para que eso ocurra, alguien tiene que seguir diciendo “Es mi responsabilidad, no voy a echarle la responsabilidad a alguien más. Me voy a mantenerme conectado, responsable y seguiré diciendo ‘yo me rindo a Él’”.

Por eso esta decisión y esta responsabilidad nos hace personas que pueden y deben tomar la posición que Dios nos ha dado para servir con dignidad, consistencia y paciencia.

Cuando estoy cansado, desanimado, desconectado no quiero decir sí, prefiero que otro vaya, que otro haga. Pero la reconexión que permite la recarga tiene que venir como consecuencia de una decisión personal, nadie más la puede tomar por mí, de decir “Señor, yo me rindo, yo acepto, yo quiero. Sí acepto”.

La recarga no es posible sin la conexión pero la conexión no se puede proteger sin una buena comunicación. Y la comunicación incluye los votos que salen de tu boca.

Mateo 20: 25-27 (RVR)
“Entonces Jesús, llamándolos, dijo: Sabéis que los gobernantes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que son grandes ejercen sobre ellas potestad. 26 Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, 27 y el que quiera ser el primero entre vosotros será vuestro siervo; 28 como el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos”.

Siempre se escucha entre la gente que el diablo esta “alborotado” o desesperado por hacer el malo. Pero los que tenemos que estar desesperados somos nosotros por hacer la obra de Cristo. El desespero debe venir sobre la Iglesia para que avance, porque el tiempo que tenemos es corto.

Las cosas en la Iglesia son como en la familia: Hay que formar a las nuevas generaciones para cuando las antiguas ya no estén, ellos sigan el legado.

Nosotros como Pastores también debemos preparar a la novia, que es la Iglesia, para encontrarse con el Señor Jesús. Pero, ¿cómo le va a ir bien si algún día faltan los papás? Depende la formación que han tenido.

Dios quiere que capacitemos a hombres y mujeres. La Iglesia no debe hacerse sobre el carisma, los dones y los talentos del predicador o del Pastor que la dirige sino sobre su carácter, porque los dones son gratis: Hablar en lenguas, el don de sanidad, entre otros.

Cuando se trata de buscar a alguien que sirva a Dios, los dones pasan a un segundo plano y lo que prevalece es el carácter. Si la persona que dirige la Iglesia no tiene un carácter fundamentado ni ha formado bien a su gente, el Ministerio tenderá a desaparecer cuando éste no esté.

Creo que un Ministro exitoso es aquel que logra que las cosas ocurran aun cuando él no esté. De hecho, el éxito de Jesús es que Él está sentado a la diestra del Padre y la Iglesia sigue avanzando.

Debemos entender varias cosas. Así como las ovejas son buenas haciendo lo que el Pastor dice cuando no esté, así los hijos en casa. La gente cree que el llamado y la respuesta a este es de un día para otro. Es importante entender que esto es un proceso y que hay 4 conversiones de todo creyente:

1. A Cristo.
2. A la Iglesia.
3. Al servicio.
4. Al liderazgo.

Y en estas 4 conversiones es que desarrollamos a la gente para un liderazgo eficaz.

Las palabras proféticas no son llamamientos, son reconfirmaciones de algo que Dios ya te ha dicho a ti. Esto lo vemos en la siguiente parte de las Escrituras:

Hechos 13:2 (RVR)

“Ministrando éstos al Señor, y ayunando, dijo el Espíritu Santo: Apartadme a Bernabé y a Saulo para la obra a que los he llamado”.

Ninguna palabra profética se puede saltar la autoridad pastoral bajo la cual tú estás. Si tú no estás bajo sumisión jamás vas a poder entrar en una esfera de autoridad. Tú no puedes moverte ni auto promoverte solo, tienes que tener una cabeza que lo haga.

El que es llamado no necesita profecías, su carácter e integridad lo afirman como tal. El camino a la ejecución de tu Ministerio debe ser largo; mucha gente sirve a Dios a punta de dones y resulta que estos son gratis. Jesús no dijo “por sus dones los conocerán”, sino “por sus frutos”.

Una vez libertados en Cristo, necesitamos desarrollar frutos. Cuando tengas frutos lo más seguro es que si estás bajo sumisión, va a haber alguien que te va a elevar y una congregación que te va a apoyar.

Mateo 20: 25-26 (RVR)

“Entonces Jesús, llamándolos, dijo: Sabéis que los gobernantes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que son grandes ejercen sobre ellas potestad. 26 Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros
será vuestro servidor,…”.

La mayoría de la Iglesia latinoamericana por mal leer o por no entender el contexto, repiten “el que quiera ser grande sea vuestro servidor”. Y hay una diferencia bien grande entre sea y será, porque para ser grande no se necesita servir. El servicio a Dios no se usa para llegar a ser alguien. Este verso no es una promesa, es una advertencia.

En ninguna parte de la Biblia dice que el servicio sea para ascender, porque no es para eso sino para servir. Lo que Jesús está diciendo en esta parte de las Escrituras es que el que quiera figurar, de sirviente no pasa. Es por eso que hay tanta gente frustrada en las Iglesias.

La mayoría de la gente sirve en las Iglesias por su propio ego, engañados y pensando que si hace lo que hace, algún día alguien lo verá y lo van a ascender.

El servicio, la unción no es para ser alguien, ¡es para hacer algo! No podemos tener una iglesia donde hay gente que se pone a servir para llegar a ser alguien. Tienes que quitarte eso de la cabeza porque de lo contrario, sino no vas a entender la razón por la que Dios te ha llamado ni vas a disfrutar tu servicio a Dios. Le servimos a Él porque solo el hecho de hacerlo es un privilegio.

Dios nunca le prometió a los discípulos un trono por servirle y Jesús nos lo dejó claro a través de la advertencia que nos hace Mateo 20:26.
Mateo 20: 20-23 (RVR)

“Entonces se le acercó la madre de los hijos de Zebedeo con sus hijos, postrándose ante él y pidiéndole algo. 21  Él le dijo: ¿Qué quieres? Ella le dijo:

Ordena que en tu reino se sienten estos dos hijos míos, el uno a tu derecha, y el otro a tu izquierda. 22 Entonces Jesús respondiendo, dijo: No sabéis lo que pedís.

¿Podéis beber del vaso que yo he de beber, y ser bautizados con el bautismo con que yo soy bautizado? Y ellos le dijeron: Podemos. 23 Él les dijo: A la verdad, de mi vaso beberéis, y con el bautismo con que yo soy bautizado, seréis bautizados; pero el sentaros a mi derecha y a mi izquierda, no es mío darlo, sino a aquellos para quienes está preparado por mi Padre.

Quien aviva ese sentimiento de figuración en el ser humano es la mujer (la esposa o la mamá). En pocas palabras, Jesús les dijo que Él no había prometido ningún ascenso, lo que prometió es que seamos siervos como Él lo fue. Jesús no se humilló hasta lo más bajo para Él mismo exaltarse hasta lo sumo. Él lo que hizo fue tomar forma de ciervo, hecho semejante a los hombres y fue el Padre quien lo exaltó. Dice la Biblia que la paga del pecado es la muerte; Jesús se tomó el riesgo de venir a servirnos, so pena de pecar y si Él hubiese llegado a pecar, que fue un riesgo grandísimo porque fue tentado en todo, ¿qué le pasa a la Trinidad? ¡La acaba! Mire el riesgo que Jesús tomó al venir por nosotros, que Él prefirió sacrificar a la Trinidad por ti que estar en el cielo sin ti.

Pero hoy se quiere lo contrario, ¡no! Lo que debemos hacer es servir, alegrarnos con lo que el Señor nos ha dado, seguir los pasos de Jesús humildemente, dejar que Él nos use pero dejar que quien nos eleve también sea Él. Dios nunca te llama a grandes cosas de entrada, sino primero a cosas pequeñas. Nunca pierdas el corazón de siervo, a ti nadie te prometió tronos. Ya la salvación es suficiente, frente a tantas cosas malas que hicimos en el pasado. Hay gente con dones, talentos, posiciones en el Cuerpo de Cristo, pero no necesitamos títulos para servir. Jesús no sirvió para engrandecerse, fue el Padre quien lo exaltó a lo sumo. Dios no te tiene que pagar nada, Él te pagó todo con Su sangre. Todo lo que tú hagas es por gratitud, misericordia y gracia.

La historia de Simón, el mago nos enseña que la amargura no viene de las ofensas sino de la falta de reconocimiento. A Simón, el mago, nadie lo ofendió ni lo insultó, lo que le dolió fue que le quitaron la falta de reconocimiento. Ni hablar de Esaú, por quien Jacob ha sido mal juzgado; fue Esaú quien no valoró la bendición de la primogenitura. Nunca deseches a un hombre justo por la acusación de un villano.

En este mundo en el que todos quieren figurar, sean como Jesús: Se humilló y tomó forma de ciervo. Y Él no pensó “¡uy, me van a dar el trono!”, ¡Él dejó el trono por ti! Se arriesgó a dejar la eternidad. Yo me pregunto: ¿Hoy cuántos se van a arriesgar a servir? Así sea que sirvan hasta que Cristo venga sin ser reconocidos, elogiados y sin que le den las gracias. Es que servimos es para los cielos, no para la Tierra.

¡Cómo se ha perdido la esencia cristiana! Ya las enseñanzas de la Iglesia moderna no son como las de antes. Que en este tiempo nos ayude a volver a tener un corazón de siervo, que tanta falta nos hace. Que el orgullo, el autonombramiento y la autoexaltación dejen de dividir tantos ministerios. No te exaltes, deja que Dios te exalte cuando sea el tiempo.

Volvamos a la senda antigua de ser humildes delante de Dios y que el glamour del ministerio no sea nada. Entre más lejos llegues, sé más humilde.

2 Crónicas 20:20 (PDT)

La palabra profética te va a dimensionar este año. El año 2020 no será un año de limitaciones, será un año dimensional para los hijos de Dios. Este año es un año de alumbramiento, no solo porque comenzó una nueva década, en el mundo espiritual hay un vientre que se abrió para alumbrar todo lo que no se dio en la década pasada.

2020 es un año de cosecha y de graneros llenos para los hijos de Dios. 2019 sin duda fue un año difícil para muchos, de luchas, de confrontaciones, de persecuciones, de desánimo, de crisis, pero eso es lo que vemos en el mundo natural. Lo que no podemos ver que pertenece al ámbito espiritual, mientras que las crisis querían desanimarte y detenerte, en el mundo espiritual se estaba quebrantando, usted no está en una empresa, está en un ámbito espiritual, todo lo que se mueva dentro de la casa será netamente espiritual. Lo que sucede aquí no tiene relación con lo que sucede en el cielo, por eso mientras trataban de detenerse, en los cielos había un vientre abriéndose para que alumbrara la bendición.

Este año los misterios de Dios van a empezar a tomar vida. Los misterios están escondidos, ocultos, el padre no se lo revela a cualquiera, los misterios son para gente de altar, de intimidad, de secreto, por esa razón Ríos de Vida, Dios dijo que cambiemos la estrategia, ahora viene el tiempo de lo secreto, de la intimidad, prepárense porque voy a levantar un ejército de intercesores dentro de esta casa. La oración intercesora se va a levantar de una forma tan sobrenatural, que así como está llena la casa hoy, estará en la madrugada, la iglesia se va a levantar a orar, volveremos al principio, restauraré el principio, donde la oración intercesora quebraba yugos.

En el ámbito de intimidad, en el ámbito de lo secreto es donde se ha causado un rompimiento, es donde se va a alumbrar lo que viene en este año. La persecución no solo a la iglesia, sino a los hijos, tiene que ver con integridad, lealtad, visión, propósito. Si eres hijo de esta casa, prepárate, porque te van a perseguir como nunca antes, hablaran de ti como nunca, te van a difamar como nunca antes, pero serán los que verdaderamente llevan fruto, prepárate para ver los frutos que no se liberaron en 2019, este es el año de la gran cosecha. Vas a cosechar en discípulos, en familia, en multitudes, en finanzas, este es un año de gran cosecha.

Todos los años declaramos que el próximo año será el mejor, será el año que nunca has vivido, pero de repente para muchos sigue siendo igual, porque la justicia, la integridad y lealtad de los hijos es lo que preparará la gran cosecha. No van a cosechar los evangélicos, van a cosechar los hijos leales. Para los hijos leales la cosecha no tendrá esfuerzo, van a levantar la cosecha como nunca antes, no porque la cosecha este caída, sino porque ya está preparada.

Vas a ver a tus hijos y a tus nietos entrar en el propósito. Este será el año de la cosecha de mi generación. Lo financiero será una consecuencia, la gran cosecha estará en tu familia, cosecharas a tus hijos, nietos, porque este es un año de gran cosecha.

Si usted va a cosechar, debe saber qué va a cosechar. Mientras más clara la visión, mas se ampliará la cosecha.

Los pastores hijos de la casa, los discípulos, habrá un tiempo de reenfocarse en la visión, pero el reenfocarse traerá nuevos frutos, ampliará la cosecha, extenderá tus frutos.

La cosecha ya está lista, solo recógela como hijo. 2020 el reino será la prioridad, los proyectos del reino son la prioridad, porque nadie que camine en los proyectos eternos va a fracasar, con Dios nunca se pierde, siempre se gana. Este es un año de prioridades, si quieres que se extienda tu negocio y tus proyectos, sube al monte y reedifica la casa de Jehová, porque la gran explosión de prosperidad y abundancia vendrá cuando la casa esté terminada. Todo aquel que reedifique sobre la casa de Dios no tendrá perdida, convierte al padre en tu socio.

Los que confían en lo eterno jamás serán avergonzados. Mi confianza solo viene de Jehová, aquel que habite al abrigo del altísimo morará bajo la sombra del omnipotente, estará cubierto en todo lo que hagas, nadie podrá tocar tu granero, nadie podrá tocar tu cosecha, nadie podrá tocar lo que el padre dijo que hará, este será un año de cosecha incalculable. Verás cómo hijos leales cosecharan cuando nadie lo haga. 2020 fluirá para aquellos que se muevan en principios eternos, mayordomía, integridad, lealtad, honra, porque llega un momento donde la unción y los dones no pueden contener la esencia, solo se liberan los frutos para aquellos que caminen en la esencia. La unción no alcanzará, el corazón de los justos sí. Si saco un pescado del mar y lo lleno de aceite, quizás aguanta 24 horas porque se pudre, porque por mas ungido que esté, el aceite no puede contener la esencia del cuerpo; pero si envuelvo el pez en sal se mantiene, los dones no alcanzan para contener lo que viene, ni los títulos ministeriales, la esencia y la integridad de los justos van a contener lo que viene, ahora se levanta la sal de la tierra, los justos. Colombia volverá a clamar, a interceder, Colombia se levantará en justicia, porque ahora los justos van a gobernar. Lo alcanzará la unción, no alcanzará el manto, la justicia y la integridad de los hijos serán lo que va a contener el cuerpo. Hay unciones con fuego extraño que pudrieron el cuerpo de Cristo.

Los hijos vamos a transferir genética. Los hijos son los que van a cosechar.

Hay unción de rompimiento y liberación. Los hijos no permanecerán cautivos, los hijos entran en un estado de libertad como nunca antes.

Veo a Dios acelerado, no es una urgencia del ministerio, es la urgencia de Dios para que la casa se termine. El padre necesita empezar a traer a todos los hijos nuevamente a comer a casa. Los hijos deben volver a comer a casa, porque el espíritu de independencia es lo que promueve la orfandad. Coma la comida de la casa y todo lo que toque prosperará, crease independiente y todo lo que toque fracasará. El padre está interesado en que se termine la casa, la expansión que viene será con casa terminada, porque está pasando lo que pasaba en la casita verde, porque no te ibas a poder multiplicar a menos que salieras. Un hijo no debe creerse independiente, un hijo debe comer en la casa.

La palabra dice que para que el padre pudiera ampliarle la visión perfecta lo tuvo que tomar y sacarlo de la aldea, porque la mentalidad de aldea estanca. El padre tiene que apartarte de gente con mente de aldea, y en este reino los aldeanos se estancan, pero los hijos se multiplican. Cuando lo saca de la aldea pone las manos sobre él, y aun no tiene la visión clara, pero el Señor le dice que hay quienes por más unción que tengan, necesitarán un segundo toque de Dios. Lo que viste hasta ahora, será nada con lo que empezarás a ver a partir de mañana. No es la unción, tu manto o tu manera de discipular, será un segundo toque de Dios. Hasta que no tengan un encuentro genuino con el nuevamente, no tendrás una visión clara. Los que tienen visión 20/20 tendrán que honrar lo que ven para luego honrar lo que no ven. La cosecha no es para cualquiera, la cosecha es para los leales.

Veo cosecha de almas, veo cosecha de multitudes, cosecha de tierra, cosecha de familias, veo gran cosecha. No habrá limitaciones para los justos, para los hijos.

Veo un vallado de fuego para la casa, en este año las cosas van a menguar, porque hay un ejército de ángeles que está levantando un vallado de fuego, no podrán tocar más los intereses de la casa. Este es un decreto profético, el que lo toque, se quema.

Marcos 2:18-22 (RV60)

18 Y los discípulos de Juan y los de los fariseos ayunaban; y vinieron, y le dijeron: ¿Por qué los discípulos de Juan y los de los fariseos ayunan, y tus discípulos no ayunan?

19 Jesús les dijo: ¿Acaso pueden los que están de bodas ayunar mientras está con ellos el esposo? Entre tanto que tienen consigo al esposo, no pueden ayunar.

20 Pero vendrán días cuando el esposo les será quitado, y entonces en aquellos días ayunarán.

21 Nadie pone remiendo de paño nuevo en vestido viejo; de otra manera, el mismo remiendo nuevo tira de lo viejo, y se hace peor la rotura.

22 Y nadie echa vino nuevo en odres viejos; de otra manera, el vino nuevo rompe los odres, y el vino se derrama, y los odres se pierden; pero el vino nuevo en odres nuevos se ha de echar.

Jesús nos dijo que hiciéramos discípulos, no dijo cómo, solo les dijo a sus discípulos que los hicieran, es decir, ellos debían hacerlo a la manera de Jesús.

Los discípulos de los fariseos y los discípulos de Juan estaban cuestionando a Jesús, porque siembre habrá discípulos que van a criticar cómo Dios se está moviendo en tu iglesia, cuestionaron el sistema religioso de Jesús con relación al de ellos. Mientras Jesús sanaba, ellos se preguntaban si era lícito hacerlo en el día de reposo. Solo porque tengas un grupo de personas a los que les enseñes, no quiere decir que les estés discipulando, porque lo que debieron preguntar los discípulos de Juan y los fariseos, era por qué no hacían lo que los discípulos de Jesús hacían.

Los discípulos de Jesús no criticaban, hacían. Mientras que los discípulos de Juan y los fariseos, criticaban pero no hacían. Si tienes una iglesia llena de personas que solo escuchan un mensaje y no hacen nada, son como los de Juan y fariseos; pero si tienes unos que hacen pescadores de hombres, tienes una iglesia con el modelo de Jesús. Jesús compartió lo que tenía con otros, eso no lo hacían los fariseos.

Si no tienes una estructura de discipulado como Jesús, el evento no soporta el crecimiento. Cuando entregas tu autoridad, empoderas y envisionas a otros, haces que la iglesia se perpetúe; un líder inseguro no quiere compartir su autoridad ni su gloria con nadie, el único modelo de discipulado que capacitó a otros para hacer lo que Él hacia fue Jesús. Jesús sabía que se iría, por eso tenemos que construir iglesia con base en el modelo de Jesús, para que la visión continúe. No hagas un nombre de ti, haz un nombre de Él, porque no estaremos todo el tiempo, pero los que vienen sí necesitan la visión.

Muchos tienen estructuras mentales tan rígidas que no dan cabida a lo nuevo. Por ejemplo, yo creo en maldiciones generacionales, pero también en bendiciones generacionales, porque si alguien está en Cristo, es nueva criatura. La Biblia dice que tenemos que vivir en la novedad de Cristo, una vez libre debemos caminar libre de iniquidad. Jesús estaba tratando de hacerle entender a la gente, tomó como ejemplo un odre, las estructuras mentales impiden conectarte en la iglesia, y si no las quitas comienzas a cuestionar todo, cuando lo haces lo más seguro es que no eres discípulo de Jesús, porque los discípulos no tenemos tiempo para criticar porque estamos haciendo. Hay líderes que se endurecen, porque están dando y no tienen tiempo para ser sumergidos en su palabra. Luego de ser sumergido, el odre era untado con aceite, es decir, necesitamos de la palabra y la unción. Mi oración es que tu vida no se endurezca.

Estamos para bendecir, no para cuestionar, ese es el modelo de Jesús. Luego de ponerle aceite al odre, se ponía suave, la razón por la cual lo mejor de Dios no ha venido, es porque dejaste secar lo que Dios te había dado. Cada día tenemos que renovarnos, necesitas tanto de Jesús como cuando no lo tenías, necesitas su presencia más que antes. Los discípulos entendieron que sin Jesús no podían hacer nada. Hoy empieza tu tiempo de ser renovado.

Comparte esta prédica

¿Deseas ver más prédicas?

Suscríbete al canal de nuestro Pastor Miguel Arrázola en Youtube:

Miguel Arrázola

Galería.

  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar
  • Duro De Cambiar

Iglesia Cristiana Ríos de Vida.
Villa Grande de Indias, Transversal del Caribe
90B Mz 33-17 Turbaco - Colombia.

© 2021 Ministerio Ríos de Vida.
Todos los derechos reservados.

live casino malaysia minyak dagu mega888 pussy888 xe88 apk joker123 super 8 ways ultimate casino malaysia live22 mega888 免费电影 online casino malaysia 918kiss